domingo, 16 de enero de 2011

Quintessence Mystica - The 5th harmonic of death (2011)


1. Vector Space of Desires
2. Triumph Of Cold Steel
3. Aspects of Contemplation Projected onto the Eternity
4. Entropy of Sanity
5. Crossroads of Time
6. Metaphysics of War
7. Unleashing the Dogs of War
8. When Sacred Flame Inspires The Souls of Heroes
9. Memorial
10. The Symphony of The Bare Feelings
11. Frankenwald Mystery 

El pavo que montó este grupo se hace llamar Master Alafern y es ucraniano; en 2008 escribió las canciones de este disco y ese invierno las grabó junto con un cantante llamado Dromos Aniliagos, para a continuación buscar un sello que se lo sacara, cosa que acaba de hacer Schwarzdorn Productions hace dos o tres meses. No hay maquetas ni material anterior. No hay página web, myspace, nada. Solamente una canción en el myspace de Schwarzdorn, que me recordó a Emperor; así que cogí la promo con bastante curiosidad. Al escuchar el disco entero confirmé que el grupo de Ihsahn es en efecto una gran influencia en Quintessence Mystica, pero también, lo que me daba un poco de miedo, que no es una copia exacta. Parece ser que alguna gente asocia más el sonido del grupo con Dimmu Borgir, grupo que controlo menos. Tanto da, el disco que nos ocupa tiene personalidad suficiente, creo yo. No muchísima, pero suficiente.

Entre las influencias "imperiales" se hallan sobre todo los teclados esos tan ceremoniosos y medievales de algunos temas, por ejemplo la intro de "Triumph of cold steel" suena mucho a eso. "Unleashing the dogs of war" tiene un trruín, trruín que me recuerda a la wordless chamber del Prometheus y las estrofas de "Crossroads of time" se asemejan a algunas de los inicios de Ihsahn y sus compinches. Pero, como dije, no todo suena así y hay elementos que le aportan una gran variedad al álbum. Te puedes encontrar un pasaje con sonido electrónico/submarino acompañado de voz distorsionada en una canción, susurros en otra, un interludio con voz metálica y ruidos de charca, otro con un aire marcial o medieval, coros épicos, un melancólico instrumental de piano y orquesta (aunque ésta sea de mentirijillas)... y todo ello envuelto en un manto de buenas melodías y rápidos riffs.

Lo único que no me convence son las partes de violín. Es un violín real, pero le queda un poco feocho, a veces suena incluso estridente. El que lo toca es Master Alafern, claro, al igual que el resto de instrumentos. Por lo visto él llama a su propia música "black metal místico e irracional". Hasta la descripción me hace pensar en Emperor, oyes. Tampoco me acaba de gustar el abrupto final del disco, creo que el instrumental "Memorial" quedaría mejor como epílogo que en medio del álbum.

Total: buen disco. Parece ser que van a editar otro dentro de muy poco, ya tiene hasta título: Duality. Canciones destacadas: "Unleashing the dogs of war" y "Triumph of cold steel".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Por favor, ponte algún nombre o nick, pero no dejes comentarios anónimos... gracias :)